Publicado en

Tarde relajada en la playa

¡Ya es verano y tu cuerpo lo sabe! Así que por qué no disfrutas de un merecido día en la playa, ya sea solo o acompañado. Estos días de calor no hay mejor plan que disfrutar de los rayos de sol, la arena y una bebida refrescante mientras aprecias las vistas al mar. 

No solo eso incluso puedes leer un libro mientras escuchas las olas del mar y la risa de los niños o hacer deporte con tus amigos, a mis amigos y a mí nos gusta quedar las tardes más soleadas para jugar partidos de volleyball hasta que el sol se ha ido y recompensar el duro esfuerzo con una cena en un chiringuito de playa. 

También tienes la posibilidad de un fin de semana tranquilo en la playa con la familia,  dormir en una tumbona al sol o si lo prefieres puedes descansar bajo la sombra de una sombrilla mientras bebes una bebida fría de la mini nevera mientras pasas un momento agradable con tus seres queridos.

¡Este es el momento idóneo para hacer una pequeña visita a la playa! Te animo a ello.

¡Feliz sábado!